All You Need
In One Single
Theme.
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetuer adipiscing elit, sed diam nonummy nibh euismod tincidunt ut laoreet dolore magna aliquam erat
Buscar:
 

Algunas lecciones sobre el estudio de escenarios futuros

Home > Artículos  > Algunas lecciones sobre el estudio de escenarios futuros

En varios proyectos llevados a cabo por Inventta, tenemos el reto de entender cómo será el futuro de un determinado sector o mercado. El proceso comienza con una amplia y profunda investigación sobre las tendencias tecnológicas, de comportamiento, normativas, gubernamentales y empresariales, además de las señales de otros actores del sector elegido, que nos ayudan a estructurar y comprender lo que está por venir para este mercado. En este artículo, traemos la historia de cómo surgieron y se desarrollaron los análisis de escenarios futuros, utilizando como ejemplo los resultados de Shell, que es pionera y referencia en este tipo de enfoque.

Para entender este horizonte, utilizamos los escenarios futuros para guiarnos y aportar más claridad sobre los años venideros. El proceso comienza con una amplia y profunda investigación sobre las tendencias tecnológicas, de comportamiento, normativas, gubernamentales y empresariales, así como las señales de otros actores del sector elegido, que nos ayudan a estructurar y comprender los escenarios futuros de ese mercado.

En un taller con un cliente del sector logístico, el CEO de Inventta Brasil, Bruno Moreira, pudo ejemplificar con precisión en qué consisten estos escenarios: «Cada escenario funciona como una modelo en un desfile de moda. Nadie utilizará ese look en su vida cotidiana dentro de unos años, pero la composición nos permite comprender mejor cuáles son las tendencias y las fuerzas que impulsarán la moda. Los escenarios funcionan de la misma manera, en cada sector en el que se diseñan».

Pero, ¿Cómo se creó esta metodología, de subrayar las tendencias y señales hasta formar una narrativa de cómo será el futuro? ¿Cuáles fueron los descubrimientos de las primeras corporaciones que se aventuraron en el arte de proyectar el futuro para prever los movimientos y mantener el protagonismo en cualquier escenario que se produzca?

La idea de crear escenarios para el futuro siempre ha estado presente en los conflictos bélicos, donde la estrategia de prever los movimientos del adversario era vital para el éxito de las campañas. En los años 40, esta metodología también empezó a ganar terreno en el entorno empresarial. La corporación RAND (Research And Development), un «think tank» estadounidense que apoyó al gobierno y al ejército después de la Segunda Guerra Mundial, fue creada en 1945 con el propósito de estudiar las tendencias y señales futuras para generar estudios de escenarios, que ayudaran tanto al gobierno como a las empresas a ir un paso por delante en las decisiones estratégicas. La gran mente creativa detrás de estos estudios fue Herman Kahn, un estratega militar y teórico de la RAND que se hizo conocido por sus análisis de las probables consecuencias de una guerra nuclear. Kanh define, en una de sus obras más importantes «El año 2.000», escrita en 1967, los escenarios futuros como «secuencias hipotéticas de acontecimientos construidas con el propósito de centrar la atención en los procesos causales y los puntos de decisión».

Unos años más tarde, Shell inició su propio estudio de escenarios y pudo situarse como uno de los pioneros del análisis de escenarios con un enfoque corporativo. El responsable del área en aquel momento, Pierre Wack, estudió los trabajos de Kahn y desarrolló el uso de esta metodología en la empresa, inicialmente para prever los factores que podían influir en el precio del barril de petróleo. Hasta el día de hoy, Shell opera constantemente en la ideación de escenarios para el futuro y es una referencia en esta área.

A continuación, se enumeran cinco de los descubrimientos de Shell a lo largo de su comprensión del uso de los Escenarios Futuros en la estrategia de la empresa:

  • Los escenarios permiten una toma de decisiones más sólida: Conocer las distintas formas en que puede materializarse el futuro permite a las empresas tomar decisiones más sólidas y fundamentadas. Un estudio de escenarios permite a la empresa evaluar los proyectos e inversiones para que sean eficientes en más de un escenario futuro, reduciendo los riesgos de la empresa.
  • El énfasis en los modelos conduce a los avances: En el primer proyecto de escenarios de la empresa, Wack animó a su equipo a no limitarse a examinar las cuestiones técnicas y macroeconómicas que influyen en el precio del barril, sino a hacer hincapié en el «¿y sí?». Su equipo desarrolló entonces un escenario de conflictos entre los países productores, conocido como el «Escenario de Crisis», que permitió a la empresa obtener buenos resultados en la crisis del petróleo de los años 70, mejor que sus pares en todo el mundo.
  • Los escenarios agudizan la percepción de los empleados: Desarrollar escenarios como parte de la planificación de la empresa permite a los implicados tener un sentido más agudo del entorno. Los empleados implicados empiezan a tratar la información que reciben a diario como piezas de un gran rompecabezas, ayudando en la composición de futuros estudios para su empresa, siempre con la pregunta «¿Cómo podría repercutir esto en mi sector?
  • Ahorro de esfuerzos internos: La introducción de los escenarios futuros hizo que Shell empezara a adoptar esta etapa como decisiva en la aprobación de los proyectos, es decir, que los grandes proyectos de inversión de la empresa deben ser evaluados, además de por todos los requisitos empleados anteriormente, por los escenarios futuros estudiados por la empresa. Esto hizo que los empleados de Shell involucrados en la ideación y presentación de proyectos enviaran menos ideas, pero más asertivas, una vez que debían pasar por otra prueba dentro del proceso de selección. El resultado fue una reducción de las evaluaciones en las propuestas de inversión de la empresa, pero con una mayor tasa de aprobación, obteniendo proyectos de mayor calidad y cubriendo más escenarios posibles para el futuro del sector del petróleo y el gas.
  • Escenarios como herramienta de liderazgo: El último descubrimiento de Shell, al poner en práctica el estudio de escenarios futuros, fue que este movimiento permitió a la empresa tratar de forma más natural algunas cuestiones importantes. Por ejemplo, a finales de los 90 la empresa necesitaba tratar de forma más ágil y orgánica los temas relacionados con la sostenibilidad. A partir de un escenario futuro en el que sólo fueran relevantes las empresas sostenibles, el tema se mantuvo en todas y cada una de las discusiones de los proyectos en la empresa, siendo el estudio de los escenarios muy eficiente para difundir la sostenibilidad en la empresa.

¿Cómo afronta su empresa los escenarios futuros? Comparta su experiencia con nosotros en los comentarios.

Escrito por: João Wood